Las medidas de los zapatos fueron ideadas en Inglaterra por el Rey Eduardo II quien declaró en el año 1324 que el diámetro de un grano de cebada representaría el tamaño de una talla de zapato. Hoy en día todavía sigue siendo así, aunque según las marcas y tipo de calzado una persona puede llevar un número más o menos.

Con los zapatos la numeración varia dependiendo del modelo. Por ejemplo, cuando se trata de un zapato de salón con tacón alto y punta es posible que se necesite un número más que cuando se opta por una bailarina o unos zapatos Oxford. Por otra parte, también hay que tener en cuenta las peculiaridades de cada pie y de cada persona, algunas tienen el empeine alto, otros sufren de dolor en los dedos e incluso algunos necesitan plantillas.

A pesar de las peculiaridades de cada personas, el número de zapatos para mujeres más vendido en España es el 38 y medio. En cambio, es posible que este número sea el más fácil de encontrar ya que las tiendas suelen tener más pares y de los números más altos y bajos sólo uno o dos pares.

numero-zapatos-mujer-españa

Diferencias culturales

Más allá de los zapatos, existe una gran diversidad en las tallas del resto de prendas. Por ejemplo, en España la talla para mujeres más común en pantalones en la 42, pero en Estados Unidos no es así. Las tallas varían mucho de un país a otro.

Por ejemplo, un norteamericano no encontrará pantalones que le vayan bien en Japón ya que son muchos más estrechos. Y también hay que tener en cuenta el patronato, una 40 italiana es un 38 francesa. Pero no sólo hay que fijarse en la anchura, también es muy importa mirar cómo son de largos: en Alemania los pantalones vaqueros son mucho más largos que en España.

En definitiva, el mundo de las tallas es muy complejo. Sin embargo, hoy en día no hay motivo por el que temer a comprar en otros países o en tiendas que no se conocen las tallas. En las tiendas online ofrecen numerosas ventajas y facilidades para poder devolver el producto en caso de que no vaya bien o no sea lo esperado.